• Lun - Vie de 10:00 - 14:00 y 16:00- 20:00 pm

  • Sabados de 10:00 - 16:00 pm

  • Av. Circuito Colonias, número 110 A Local 2,Colonia México. Plaza Polanco 31

  • 999 4819244

¿Existe diferencia entre oftalmólogo y oculista?

¿Existe diferencia entre oftalmólogo y oculista?

Los ojos son órganos muy importantes para el ser humano, pues constituyen parte principal de uno de los sentidos más importantes: la vista. A través de la vista las personas se relacionan con el mundo que los rodea y reciben de él la mayoría de información.

Con el fin de cuidar y tratar cualquier enfermedad que se presente en los ojos, existen diferentes especialistas como los oculistas en Mérida y los oftalmólogos, pero… ¿saben la diferencia entre un oculista y un oftalmólogo? Aquí les explicamos esto y otros datos interesantes.

Diferencia entre oftalmólogo y oculista

Hacerse una revisión preventiva al menos cada cierto tiempo, dígase un año o dos, es necesario para prevenir y tratar diferentes enfermedades como la miopía, hipermetropía, astigmatismo y cualquier otro trastorno de lo que impera en la sociedad actual.

A pesar de esto, puede que al momento de solicitar una revisión se pregunten a cuál especialista deben acudir según lo que sientan, y si existe una verdadera diferencia entre oculistas y oftalmólogos en Mérida.

La verdad es que ambos especialistas se encargan de detectar y tratar enfermedades que tengan que ver con la vista, por lo que de cierto modo son palabras sinónimas. Sin embargo, donde sí hay una diferencia es en los conceptos de oftalmólogo-oculista y óptico-optometrista.

No hay diferencia

Como les hemos comentado antes, en realidad no hay una diferencia entre oftalmólogo y oculista, pero donde sí podrían encontrar verdaderas diferencias es entre lo que es un óptico y un optometrista.

Si bien ambos especialistas se dedican a tratar los ojos y son profesionales de la salud, a diferencia del oculista u oftalmólogo, el óptico no tiene una licencia en medicina especializada en los ojos.

Entonces, los oftalmólogos en Mérida Yucatán diagnostican, previenen y tratan enfermedades oculares, en cambio los optometristas gradúan la vista y detectan defectos refractivos que pueden corregir mediante lentes recetados.

Algunos datos interesantes

No importa si se trata de oculistas en Mérida o cualquier otro profesional de la salud ocular, lo más llamativo que podrán consultarles a sus especialistas es sobre los mitos y curiosidades sobre la visión.

Ver la tele de cerca daña la vista

Esto es por completo falso, pues el ojo no se daña por ver la tele de cerca, sino que tendríamos muchos más problemas hoy en día, pues los celulares se usan de cerca. Lo que sí puede ocurrir es un cansancio en los ojos tras pasar mucho tiempo mirando la televisión, el celular o cualquier aparato de este tipo.

Otro problema que puede suceder es que cuando miramos este tipo de objetos, e incluso al leer, la frecuencia de parpadeo disminuye, lo que lleva al cansancio y al ardor en los ojos, lo que termina por causar dolor de cabeza e irritación, además de hacer que se rasquen los ojos con más frecuencia, que puede llevar a complicar problemas en la córnea y causar infecciones.

Las zanahorias mejoran la vista

Muchas personas se han creído este mito sobre las zanahorias y lo han sostenido bajo el argumento de que sí ayudan gracias a las cantidades de vitamina A y betacaroteno. Pero no es que las zanahorias ayudan demasiado, tampoco son malas ni mucho menos, son importantes en una dieta balanceada pero no tienen más propiedades que otros alimentos que pueden ayudar a la vista.

Este mito fue esparcido por los soldados británicos que conducían aeronaves durante la Segunda Guerra Mundial, quienes contaban con radares para detectar a los enemigos, pero ante el desconocimiento general y con el fin de no desvelar sus estrategias, cuando se les preguntó sobre su extraordinaria capacidad para derribar enemigos argumentaron que se debía a una buena visión producto de comer muchas zanahorias.

Usar los lentes de otros daña los ojos

Contrario a lo que se piensa popularmente, cuando una persona prueba los lentes de otra por algún motivo, esto no genera daños en los ojos. Lo que hacen los lentes es regular la luz para controlar la información que ingresa a través del ojo conforme a la condición que el paciente presenta.

Algo que sí puede suceder al hacer esto es que aparezcan síntomas de cansancio en los ojos y dolor de cabeza, esto al no estar utilizando la graduación adecuada para cada problema particular.

Síndrome visual de computadora u ordenador

Este síndrome se ha esparcido de forma popular para explicar los síntomas que genera pasar mucho tiempo delante de las pantallas sin tomar los descansos adecuados. Cosas como visión borrosa, ojos secos, fatiga visual, pesadez palpebral y periocular, dificultad de enfoque, entre otras, son muy comunes en este síndrome.

Lo mejor que pueden hacer es consultar a sus oculistas en Mérida u oftalmólogos, como quieran llamarle sus expertos, para que les indique las medidas especiales que deben tomar para cada caso y eviten que se generen problemas peores.

Ahora saben mucho más sobre los oculistas y oftalmólogos y sobre el mundo de la visión en general. Esperamos que hayan aprendido y que tomen más conciencia sobre el cuidado de sus ojos.

Soliciten sus citas con la doctora Eli Esparza escribiéndonos al correo electrónico eliesparza.aguiar@gmail.com.

Categories:
¿En qué casos es necesario acudir con un oculista?

¿En qué casos es necesario acudir con un oculista?

En México, es poco común que las personas visiten a los oculistas en Mérida, ya que no hay una cultura de la prevención y tampoco se sabe cuáles son las señales que deben tomar en cuenta y que son indicadores de que algo no anda del todo bien con la vista. Saber cuándo visitar al oculista es clave para prevenir problemas de la vista o tratarlos de forma temprana y evitar su avance.

Las personas que utilizan gafas son quienes acuden con mayor frecuencia al oculista, pero las personas que no utilizan lentes desconocen que es necesario realizar visitas periódicas para detectar problemas oculares. La recomendación de los especialistas es que los pacientes acudan al menos dos veces por año (o cada seis meses) para conocer si se tiene algún problema y minimizar su impacto en la calidad de vida.

Mediante el uso de gafas, lentes de contacto, la realización de una cirugía ocular o el tratamiento con medicamentos oftálmicos, los oftalmólogos en Mérida podrán ofrecer una solución a los problemas de la vista. Si no realizan las visitas periódicas como se recomienda, entonces es importante que tomen en cuenta algunas de las señales que indican que es momento de acudir con el oculista.

Observan manchas y halos alrededor de las luces

Las miodesopsias son pequeñas manchas flotantes que los pacientes con problemas de la vista suelen observar con mucha frecuencia. Estas pequeñas manchas son consecuencia de la degeneración natural de los ojos, pero hay casos en donde esto es consecuencia de la inflamación o hemorragias de la cavidad vítrea. Al inflamarse, las partículas proyectan una sombra en la retina que produce el efecto de partículas suspendidas en la visión.

Cuando se tiene vista cansada es normal ver este tipo de manchas, pero basta con descansar un poco para regresar al estado normal de visibilidad; no obstante, si la frecuencia con que se presentan estas manchas es cada vez mayor, no está de más visitar a un especialista en oftalmología para que descarte que se trata de problemas más graves, como un desprendimiento de retina, por ejemplo.

Irritación o resequedad de los ojos

La irritación en los ojos no es una señal de alarma, ya que esta se puede presentar como consecuencia de factores externos; no obstante, cuando se presenta de manera habitual, entonces es necesario alarmarse, ya que se trata del síndrome del ojo seco, una condición crónica que general falta de lubricación y humedad en la superficie del ojo. Quienes padecen esta enfermedad, suelen tener muchas molestias, por lo que una visita con el oftalmólogo es necesaria para que brinde un tratamiento que disminuya los síntomas.

El síndrome del ojo seco es una condición que se produce como consecuencia de alteraciones durante la formación de lágrimas o por alteraciones en la composición química de las lágrimas que disminuyen su permanencia en la superficie del ojo. Los oculistas en Mérida ofrecen a los pacientes tratamientos que hidratan la superficie ocular, lo que disminuye la irritación y resequedad, devolviendo al paciente una vista clara.

Molestias o dolores repentinos en el globo ocular

En caso de presentar dolor agudo en el globo ocular, es una señal de que existen problemas en la vista y que es necesario tratarlos de inmediato. El dolor ocular se puede producir como consecuencia de diferentes causas, pero algunas de las más comunes son por invasión de un cuerpo extraño alojado en el ojo o una infección bacteriana. Otra de las causas por las que se pueden presentar estas molestias es porque el paciente necesita un cambio de gafas.

El aumento de la presión intraocular es otra de las causas por las que se presenta el dolor muscular. Esta es una de las causas más comunes y por ello es por lo que se presentan muchos casos en donde los pacientes llegan con derrames oculares. Atenderse tan pronto sientan las primeras molestias es indispensable porque los oftalmólogos en Mérida, Yucatán, ofrecerán un tratamiento adecuado para evitar el avance de enfermedades.

La edad es otra de las razones por las que tienen que acudir

La edad es otro de los factores que influyen en el deterioro de la salud visual y por esta razón, se recomienda acudir con el especialista una vez cada seis meses para conocer si existe alguna afectación. Estas revisiones periódicas permitirán al médico detectar problemas que son más comunes después de los 40 años, como son la vista cansada, glaucoma, cataratas o degeneración molecular.

En todos los casos, es importante que acudan con especialistas que les ofrezcan un diagnóstico y un tratamiento integral que les permita recuperar su calidad de vida. Una de las mejores clínicas que existen actualmente en Mérida es la Clínica de Oftalmología Infantil de la Dra. Eli Esparza, donde contamos con un equipo de profesionales altamente experimentados que ofrecerán los mejores tratamientos para cualquier padecimiento que presenten.

En caso de que quieran agendar una cita de valoración con los oculistas en Mérida, les recomendamos comuníquense al teléfono (999) 481 9244 o por medio de nuestro correo electrónico eliesparza.aguiar@gmail.com. Nos pueden visitar directamente en nuestro consultorio, ubicado en iOptics, Av. Circuito Colonias, número 110 A Local 2, entre 26 y 28 Colonia México. Plaza Polanco 31.

Categories:
Conjuntivitis: ¿qué es y cómo se trata?

Conjuntivitis: ¿qué es y cómo se trata?

La conjuntivitis es una respuesta del organismo ante posibles ataques bacterianos o virales que no suele ser tan grave en la mayoría de los casos, se caracteriza por generar molestias e irritación en los ojos; esta afección se consulta a menudo en las oficinas de los oftalmólogos en Mérida más profesionales y capacitados como la Dra. Elizabeth Esparza, médica dedicada al cuidado de la vista, con gran número de habilidades y experiencia que certifican que recibirán la mejor atención.

Este es un problema que afecta a todos y que puede llegar a ser contagiosa, generando sensación de fastidio en cualquier edad, en ocasiones sucede por accidente y en otras por descuido de la higiene personal; sin embargo, sea cual sea la causa, la conjuntivitis está ahí y perjudica la salud ocular de todas las personas.

¿Qué es la conjuntivitis?

Este padecimiento es una infección que ocurre en la conjuntiva, una parte del ojo que recubre al globo ocular, esta enfermedad ocurre principalmente a causa de alergias o el contacto directo del ojo con alguna bacteria o virus que se encuentre en el ambiente o que sea llevado a través del contacto de nuestras manos u otros objetos como toallas sucias; además, esta afección puede llegar a ser extremadamente contagiosa a través de los fluidos que se extraen del ojo.

Para identificar este padecimiento, los  oculistas en Mérida detectarán el enrojecimiento de los ojos, picazón constante en el globo ocular y sus alrededores, gran cantidad de lágrimas secretadas por el ojo, hinchazón en el área afectada o, en casos más extremos, la formación de costras o tejidos alrededor de los ojos.

Cabe aclarar que según la forma en que se adquirió esta infección se pueden identificar unos u otros síntomas y del mismo modo, cambiará el tratamiento que deba seguirse de la mano de los profesionales que atiendan el caso:

Conjuntivitis viral

Es un tipo de conjuntivitis que aparece por la influencia de virus en el ambiente o del que nos hayamos contagiado, como gripas comunes u otro tipo de afecciones que alteran nuestro organismo. Normalmente comienza en un ojo, pero se puede transmitir al otro en cuestión de días o semanas dependiendo del tratamiento oportuno que se le dé. Para identificar este tipo de padecimientos, se puede fijar en que las secreciones son aguadas y no tienen una característica espesa.

Conjuntivitis bacteriana

Se produce mediante el contacto directo o indirecto del ojo con una batería en particular, puede ser causada por frotar nuestros ojos con las manos sucias o incluso como consecuencia de una infección en el oído; un síntoma es el pus que sale del ojo y en ocasiones llega a pegar los párpados de quien la sufre. Su tratamiento debe ser guiado siempre por oftalmólogos en Mérida Yucatán que den con la causa concreta de este tipo de conjuntivitis.

Conjuntivitis alérgica

Este tipo de conjuntivitis surge como respuesta a un agente alérgico que se encuentre en el aire o con el que se tenga contacto directo, por ejemplo, el polen, el polvo, el pelo de ciertos animales, entre otros. Se trata con antihistamínicos que repelen la respuesta del cuerpo ante este agente; para evitarla, los oftalmólogos en Mérida recomiendan alejarse lo más posible de esos detonantes que producen este malestar. Además, se caracteriza por afectar a ambos ojos y producir un lagrimeo intenso.

Conjuntivitis irritativa

Se trata de una inflamación del párpado que comúnmente es ocasionada por agentes irritantes como cosméticos, aire contaminado, cloro en las piscinas, agua sucia, sudor, pintura, etcétera. La mayor recomendación cuando se padece este tipo de conjuntivitis es retirar con abundante agua la sustancia que la causa, pero si los síntomas persisten no dude en acudir con los oftalmólogos en Mérida.

¿Cómo se trata la conjuntivitis?

En el momento en el que se detecta que esta enfermedad existe en el organismo se deben seguir una serie de recomendaciones, en primer lugar, si se tienen lentes de contacto, deben ser retirados inmediatamente, ya que pueden dificultar su tratamiento; como segunda medida, se debe lavar constantemente las manos si se van a manipular objetos, no frotar sus ojos por ningún motivo y no rascarlos a pesar de que la picazón sea incontrolable.

El mejor tratamiento que se puede obtener para curar la conjuntivitis es asistir inmediatamente al consultorio de la Dra. Elizabeth Esparza, uno de los oftalmólogos en Mérida profesionales en el cuidado de su vista y su bienestar, comuníquese inmediatamente en el chat que encuentra en nuestra página web, llámenos al (999) 481 9244 o escribanos al correo eliesparza.aguiar@gmail.com.

Categories:
Señales de que necesita acudir al oftalmólogo

Señales de que necesita acudir al oftalmólogo

La vista es un sentido muy importante para los seres humanos. Mediante esta las personas pueden reconocer y relacionarse con su entorno de manera gráfica.

Si bien el estilo de vida contemporáneo está mediado por la tecnología hace mucho, en la actualidad gracias a la crisis sanitaria el uso de esta se ha hecho más patente. Ante la necesidad de trabajar y estudiar en casa, la cantidad de tiempo que se pasan pegados a las pantallas de móviles, televisores y computadores; ha aumentado considerablemente.

Es posible que debido a esta situación ustedes hayan empezado a presentar dolores o dificultades que creen pueden estar relacionados con la vista, es entonces cuando se hace necesario visitar oftalmólogos en Mérida que puedan determinar un tratamiento para sus padecimientos.  

Dolores de cabeza

Este es un síntoma común cuando se está empezando a padecer problemas oculares. Se le llama migraña ocular y puede aparecer acompañada de mareos, visión borrosa y aparición de líneas en la visual.

Estos dolores pueden ser demasiado molestos, pero también es posible que pasen desapercibidos, atribuyéndose a otras condiciones como el estrés. Por tal motivo, se recomienda que visite a su médico de cabecera para descartar otras posibles patologías. Si no existe una enfermedad causante es probable que necesite acudir a oftalmólogos en Mérida para recibir atención en posibles problemas oculares.

Visión borrosa

Una visión saludable no tiene por qué distorsionarse ni presentar destellos, por ejemplo. Si se han percatado de que con los días se le dificulta ver a distancias, lejanas o cercanas, que antes no; es probable que deba acudir cuanto antes a oftalmólogos en Mérida. Tengan en cuenta que las enfermedades oculares son progresivas, su pronta atención puede resultar en una mejoría significativa de los resultados.

Ardor o picazón en los ojos

Cuando están frente a las pantallas se ha comprobado que las personas pueden dejar de parpadear por periodos de 30 segundos o más. La exposición continua que emiten los aparatos tecnológicos puede llegar a ser muy perjudicial para la vista.

Lo más común es que después de mucho tiempo frente a las pantallas las personas experimenten una sensación de ardor o comezón que los lleve a rascarse los ojos. Esto es muy peligroso, pues en las manos hay gran número de bacterias que pueden ingresar al ojo generando infecciones. También rascarse continuamente los ojos puede generar problemas en la retina que aumenten la degeneración en la vista, especialmente si usan anteojos.

Es posible que ante esta situación requieran una revisión de oculistas en Mérida, pues derivado del problema pueden encontrarse con síntomas como aparición de vasos rojos en los ojos.

Sensación de cansancio durante el día

Si percibe una reducción considerable de su energía durante el día pese a dormir las horas de costumbre, es posible que su visión se haya desgastado. Los ojos están en constante actividad cuando están despiertos. El cansancio puede ser una señal de que sus ojos están realizando un esfuerzo por encima de lo normal para que puedan ver en las condiciones acostumbradas.

Consejos útiles

Si han llegado hasta aquí es porque probablemente se sienten identificados con al menos uno de los problemas anteriormente descritos. De ser así, les recomendamos acudir a oftalmólogos en Mérida para que puedan descubrir y tratar su patología a tiempo.

Sin embargo, hay algunos consejos que les pueden ayudar en su día a día para prevenir estas situaciones si les es indispensable pasar tiempo frente a las pantallas.

●      Haga pausas

Si necesitan o quieren pasar mucho tiempo frente a las pantallas, lo mejor que pueden hacer es descansar cinco minutos cada 30 que estén frente al ordenador. En sus minutos de descanso pueden mirar por una ventana o balcón, tratando de observar lo más lejos que puedan. Esto ayudará a los ojos a tener un descanso de tanta luz artificial.

●      ¡Por favor use sus anteojos!

Si les han recetado anteojos es indispensable que los usen. No vale la pena sacrificar su visión por motivos estéticos, si este es el problema tengan en cuenta que existen distintos tipos de montura que se pueden ajustar al estilo de cada uno; también hay alternativas como los lentes de contacto.

Si no los usa por motivo de mala memoria, lo mejor que puede hacer es ubicar sus anteojos en un lugar visible, donde les sea imposible que pasen desapercibidos. En su escritorio o zona de trabajo, por ejemplo.

●      Duerma lo suficiente

Al igual que cualquier parte del cuerpo humano, los ojos necesitan descansar. Sí, durante algunas fases del sueño estos presentan mucho movimiento, pero no se trata de la misma actividad que realizarán en el día cuando se encuentren despiertos. Es por ello que un descanso adecuado puede servirles para mantener sus ojos en las mejores condiciones.

No le den largas a su salud visual y realícense un examen de vista cuanto antes. La doctora Eli Esparza es una profesional comprometida con la salud visual integral de sus pacientes. Si identifican estos síntomas en sus hijos, recuerden que somos oftalmólogos para niños en Mérida especializados.

Sígannos en nuestras redes sociales donde encontrarán más información que puede ser de su interés. También pueden llamarnos al 4819244 para agendar sus citas. Nos encontramos en la Av. Circuito Colonias, número 110 A Local 2, Colonia México, Plaza Polanco 31.

Categories:
¿La miopía puede ser controlada en los niños?

¿La miopía puede ser controlada en los niños?

La miopía es uno de los problemas visuales más comunes a nivel mundial. Se estima que una de cada dos personas la padece. De acuerdo con los oculistas en Mérida, los cambios miopes suelen ser frecuentes. Si no se hacen los controles correspondientes para mantener controlada esta afección, las enfermedades oculares graves podrían aumentar de manera considerable en edades tempranas.

El control de esta enfermedad es de vital importancia, ya que, la miopía por encima de los 6 grados aumenta el riesgo de cataratas y otras enfermedades como desprendimiento de retina, glaucoma y maculopatía miópica que se encuentran entre las principales causas de pérdida permanente de la visión. El uso de anteojos corrige la dificultad de la visión, pero no interrumpe la evolución del grado que es más intenso en la infancia y la adolescencia temprana.

Diversos estudios demuestran que la miopía se está volviendo más común entre los niños. Si bien no existe un vínculo directo comprobado, las investigaciones sugieren que los niños que pasan más tiempo en el interior haciendo actividades casi enfocadas (como trabajar con la computadora, videojuegos y leer) tienen tasas más altas de miopía que aquellos que pasan más tiempo al aire libre.

En los últimos años, los oftalmólogos para niños en Mérida han observado una mayor incidencia de la miopía en los niños entre los 6 y 14 años. En edad preescolar, puede afectar hasta el 5% de los niños, en otras edades hasta el 9% y en los adolescentes en un 30% aproximadamente. Además, los infantes tienen una mayor probabilidad de desarrollar miopía si alguno de sus padres la padece.

¿Cuáles son los síntomas de la miopía?

Irritación de los ojos

Uno de los síntomas más notorios son los ojos rojos y la comezón constante. El niño en un intento por “aclarar” la visión borrosa se va a frotar los ojos con gran frecuencia. Incluso sin picazón, la miopía puede generar que los ojos permanezcan rojos. Una vez más, el síntoma puede confundirse y lo que muchos piensan que es sueño o irritación natural de los ojos es en realidad un problema de visión.

Dolor de cabeza

Cuando el niño nota que no puede ver bien desde la distancia en la escuela, es común que intente hacer un mayor esfuerzo para mejorar su visión. Cerrar los ojos, fruncir el ceño e intentar aumentar la concentración al máximo son tareas que normalmente realizan quienes padecen este tipo de problemas. Como lo hacen de forma excesivamente prolongada, el resultado es que los niños miopes suelen volver a casa después de la escuela quejándose de dolor de cabeza.

¿Cuál es el tratamiento de la miopía por parte de los oculistas en Mérida?

Distintas investigaciones de todo el mundo muestran que se puede detener o contener la progresión de la miopía en los niños, pero cuanto antes se inicie el tratamiento, mejor será el resultado. Es importante que se realicen los exámenes con frecuencia para evitar complicaciones en la visión. En caso de que se usen anteojos o lentes de contacto, deberán ser cambiados cada año.

Corrección con anteojos

No existe un método único para corregir la miopía. El tratamiento más adecuado para su hijo depende del caso y, principalmente, de su estilo de vida. Por lo general, usar anteojos o lentes de contacto es eficaz para corregir el problema. Ambos funcionan de forma similar: reorientan los rayos de luz para que se enfoquen en la retina, compensando la forma irregular de los ojos.

Hábitos saludables

Otra advertencia de los oftalmólogos pediatras en Mérida Yucatán  a los padres es el abuso de las pantallas electrónicas. Esto se debe a que distintos estudios han demostrado que en la infancia, el exceso de tecnología y el esfuerzo visual cercano provocan la miopía acomodativa o síndrome de visión por computadora. Es una dificultad temporal para ver a distancia provocada por el estrés de la musculatura ciliar.

Si no se cambian los hábitos, puede provocar una miopía permanente. Por lo tanto, la recomendación para los niños es descansar de 15 a 30 minutos cada hora de uso de la computadora, videojuego u otro equipo. Igualmente, la alimentación correcta es de gran importancia para que el pequeño pueda tener una visión saludable.

Cuando el niño presente dolor de cabeza de manera constante, ojos irritados, comezón y dificultad para aprender en la escuela, es importante acudir a los oculistas en Mérida para que envíen el tratamiento oportuno que permita que los niños puedan tener una mejor calidad de vida y la miopía pueda ser controlada con el propósito de evitar otras afecciones. La Doctora Eli Esparza puede atender a los pequeños con el profesionalismo y dedicación que la caracterizan. Si desean más información, pueden llamar al 481 9244.

Categories:
¿Qué es la retinopatía diabética? : Vasos sanguíneos rojos de los ojos

¿Qué es la retinopatía diabética? : Vasos sanguíneos rojos de los ojos

Los oftalmólogos en Mérida Yucatán son los especialistas idóneos para tratar la retinopatía diabética y evitar mayores complicaciones en la visión. La retinopatía diabética se caracteriza por ser una complicación de la diabetes y una de las principales causas de ceguera en adultos, debido a los cambios estructurales que ocurren en los vasos sanguíneos de la retina. El tratamiento oportuno por parte de los especialistas se convierte en esencial para preservar la visión.

¿Cómo se produce la pérdida de visión por la retinopatía?

Es de vital importancia acudir al especialista una vez al año para que realicen los exámenes pertinentes para detectar esta afección; porque, a medida que avanza la enfermedad, estos vasos se vuelven incontinentes y liberan sangre o líquido sanguíneo al espacio retiniano o al vítreo, lo que causa problemas de visión. La retinopatía diabética puede causar pérdida de la visión de dos formas:

Los vasos sanguíneos son frágiles

Los vasos sanguíneos anormales (neoformados), por ser frágiles, se rompen y liberan sangre en la cavidad vítrea, oscureciendo o incluso eliminando la visión. Esto suele ocurrir en las etapas más avanzadas de la enfermedad.

Ocurre edema y pérdida de visión

El líquido sanguíneo puede exudar a la región macular (parte de la retina que corresponde a la visión central), provocando edema y consecuentemente pérdida de visión. Puede ocurrir en cualquier etapa de la retinopatía diabética, aunque es más probable que ocurra en etapas avanzadas de la enfermedad.

Esta enfermedad puede ocurrir en diabéticos tratados con antidiabéticos orales o en aquellos tratados con insulina La retinopatía diabética suele aparecer a los pocos años, manifestándose antes en el caso de la diabetes tipo 1 que en la diabetes tipo 2.  La retinopatía diabética no solo depende de los valores de glucosa en sangre, sino también de otros factores como hipertensión arterial, niveles de colesterol, tabaquismo y otro sumamente importante que es el factor genético, a saber, el hereditario.

Los pacientes con diabetes tipo 1 y tipo 2 son muy propensos a desarrollar retinopatía diabética y, por lo tanto, deben someterse a un examen del fondo de ojo al menos una vez al año. La retinopatía diabética está directamente relacionada con los años de evolución de la diabetes. Sobre la etapa de retinopatía diabética, los oftalmólogos en Mérida  deben orientar al paciente para evitar su evolución.

¿Cuáles son las fases de la retinopatía diabética?

Retinopatía diabética proliferativa

La retinopatía diabética proliferativa es la etapa más avanzada de la enfermedad, se caracteriza por la aparición de nuevos vasos en la superficie de la retina y la papila. Estos vasos sanguíneos son frágiles y consisten solo en el endotelio. Crecen a lo largo de la retina y hacia el vítreo sin causar ningún síntoma ni pérdida de visión. Sin embargo, pueden romperse y liberar sangre en la cavidad vítrea, provocando una pérdida de visión severa e incluso ceguera.

Aproximadamente la mitad de las personas con retinopatía proliferativa también tienen edema macular. El edema macular puede ocurrir en cualquier etapa de la retinopatía diabética, constituyendo la principal causa de pérdida visual en los diabéticos. El edema macular es causado por la acumulación de líquido en la zona más importante de la retina, la mácula.  Por ende, el tratamiento oportuno con los oftalmólogos en Mérida Yucatán se convierte en un factor esencial para prevenir la ceguera y otros inconvenientes.

Retinopatía diabética no proliferativa

La retinopatía diabética no proliferativa es la etapa menos avanzada de la enfermedad, pudiendo identificar también dentro de esta los diferentes grados de desarrollo de la retinopatía. A menudo, estas primeras etapas también se denomina retinopatía diabética preproliferativa. En la retinopatía diabética incipiente , como su nombre lo indica, la enfermedad se encuentra en una etapa temprana y no causa cambios visuales. Sin embargo, si se desarrolla retinopatía diabética, puede ocurrir pérdida de visión que afecte a ambos ojos.

La retinopatía diabética no proliferativa leve es la etapa inicial de la enfermedad. En esta fase de la retinopatía diabética, las pequeñas dilataciones vasculares son visibles en la retina posterior. En la retinopatía moderada no proliferativa, a medida que avanza la enfermedad, son visibles más allá de pequeñas dilataciones, hemorragias, exudados blandos y duros en la retina posterior.

 En la retinopatía no proliferativa grave  además de los signos de retinopatía moderada, también son visibles vasos sanguíneos obstruidos, lo que priva a varias áreas de la retina del suministro de sangre. Estas áreas retinianas isquémicas estimularán la formación de nuevos vasos sanguíneos.

¿Cuáles son los síntomas de la retinopatía diabética?

De acuerdo con los oculistas en Mérida, en la retinopatía diabética los síntomas varían mucho según el estadio de la enfermedad (proliferativa o no proliferativa). En la fase inicial, la retinopatía diabética es asintomática (sin síntomas). Por este motivo, el paciente con diabetes no debe esperar a que aparezcan los síntomas visuales, sino que debe realizarse un examen de la vista al menos una vez al año.

La visión borrosa es uno de los síntomas más frecuentes de la retinopatía diabética y suele presentarse en la fase proliferativa de la enfermedad, cuando la mácula tiene edema y cuando los vasos se rompen y sangran hacia el vítreo. El sangrado puede reaparecer y provocar una visión muy borrosa. El especialista realizará una serie de exámenes para detectar este padecimiento e iniciar el tratamiento con el paciente.

Los oftalmólogos en Mérida Yucatán son los especialistas que deben visitar una vez al año, especialmente si sufren de diabetes para cuidar la salud visual y evitar la ceguera. Recuerden que a partir de los 40 años deben empezar a cuidar su salud ocular para que puedan disfrutar de una buena calidad de vida. La Doctora Elizabeth Esparza los puede atender de manera adecuada esta afección tanto en bebés, como en adultos. Si desean más información, pueden llenar el formulario del sitio web.

Categories:
¿Es para todos la cirugía de estrabismo?

¿Es para todos la cirugía de estrabismo?

El estrabismo es la desalineación de los ojos, lo que provoca que alguno de los ojos no llegue a usarse, dañando la visión, la percepción de profundidad y las habilidades motoras. Esta afección puede darse en niños y adultos.  Por eso, si detecta alguna anormalidad en la alineación de los ojos debe ir con un oftalmólogo, él determinará si es necesario una cirugía de estrabismo en Mérida.

Vaya con la Dra. Eli Esparza tiene un compromiso con la salud visual de sus pacientes, por eso está en constante actualización en los avances de la oftalmología. La doctora da un trato profesional y amable, tiene experiencia en atender enfermedades de los adultos y niños.

¿Qué es la cirugía de estrabismo?

La cirugía no se da como tratamiento inicial, en cambio, los oculistas en Mérida lo que harán primero es probar alternativas como el uso de lentes, terapias con parches y otros. Si ha probado todo esto y la anomalía continúa, entonces el médico determinará la operación como el siguiente paso.

La cirugía para tratar el estrabismo puede hacerse en niños pequeños, incluso desde los cuatro meses, y también en adultos. Lo ideal es que la operación se haga a una edad temprana ya que es cuando la visión binocular se adapta más fácilmente. Esto no quiere decir que no se pueda operar a niños grandes o  adultos, ya que los circuitos cerebrales encargados de la visión binocular seguirán teniendo la capacidad de adaptarse.

Es importante tener en cuenta que debido a que no todos los músculos oculares van a tener la misma respuesta después de la operación, puede suceder la necesidad de alguna sub correcciones y sobre correcciones. La mayoría de los pacientes operados responden satisfactoriamente; sin embargo, hay un bajo porcentaje que requieren de nuevas operaciones, ya sea meses o años después, para garantizar que los resultados de la primera cirugía.

Lo bueno de esta operación es que es ambulatoria, lo que quiere decir que no es necesario quedarse en el hospital. De hecho, tampoco requiere de llegar con horas de anticipación, además, un par de horas después de la intervención puede irse a casa. En sí, se trata de una cirugía sencilla y que no suele complicarse, es una operación muy segura. Los oftalmólogos en Mérida  le pueden hablar del procedimiento para que el paciente tenga más seguridad y confianza, además, si es un médico experimentado quien lo hará, la persona puede estar tranquila.

Pasos por seguir en el proceso

Antes de la cirugía de estrabismo en Mérida su médico dará instrucciones, una de ellas es el ayuno desde una noche anterior a la intervención. Aunque sea una operación ambulatoria es necesario no comer alimentos horas antes. Solo podrá tomar un poco de agua. Si el paciente está enfermo es importante lo comente antes de la operación con el médico, él determinará si continúa con el proceso o es mejor esperar a que la fiebre o tos de la persona desaparezca.

La anestesia que se aplicará al paciente dependerá su edad y las condiciones personales. No es la misma cantidad de anestesia que necesita un bebé, un infante más grande o un adulto. Cuando el paciente está sedado se inicia con el procedimiento que no suele extenderse más de una hora. Sin embargo, su duración puede oscilar entre media hora y 90 minutos, esto dependerá de la complejidad que presente el paciente.

Una vez terminado el procedimiento hay que esperar a que el paciente despierte totalmente. No suele vendarse los ojos en el proceso de recuperación, eso sí, es común que exista cierta sensibilidad a la luz, molestias oculares o alguna sensación de picazón. El especialista le indicará que evite frotarse los ojos. El paciente estará listo para irse a casa en aproximadamente dos horas después de la operación. Esto puede variar en cada paciente.

Para la recuperación en casa es probable que se le indique algún tratamiento antibiótico básicamente para prevenir infecciones. Asimismo, si un niño es el que se sometió a la operación, los padres deben cuidar que su ojo no se moje, estar atento si tiene náuseas o malestar en los días posteriores, si está cansado. No se recomienda que el niño use la alberca alrededor de los primeros diez días después de la intervención.

Finalmente, recuerde que hacer chequeos preventivos a los niños es vital para detectar posibles enfermedades y llegar a soluciones sencillas y efectivas. Llevé a su pequeño con la Dra. Eli Esparza, médico oftalmólogo, quien le da atención personalizada. También atiende emergencias oculares y hace exámenes infantiles y en adultos, y si es necesario realiza la cirugía de estrabismo en Mérida. Para agendar cita comuníquese al número (99) 481 9244. Si tiene una emergencia puede marcar el teléfono (999) 357 1910.

Categories:
¿Cómo saber si su hijo tiene retinoblastoma?

¿Cómo saber si su hijo tiene retinoblastoma?

El retinoblastoma es un tumor en el ojo y quienes suelen padecer en mayor medida son los niños, muy pocos adultos presentan esta afección. Este cáncer tiene su inicio en la retina, es decir, la capa que protege el interior del ojo de la luz. Por eso, es importante que lleve a su hijo con oftalmólogos en Mérida periódicamente, para que le realicen estudios de prevención, y en caso de encontrar alguna anomalía pueda solucionarse.

El diagnóstico temprano y un tratamiento adecuado es vital para evitar que el retinoblastoma avance, ya que puede llegar a dañar la visión, provocando hasta ceguera. Además, al detectar el cáncer en las primeras etapas la recuperación es total, ya que el tumor no se habrá movido a otra parte del cuerpo.

Vaya con la Dra. Eli Esparza, médico oftalmólogo, para que revise a su hijo. Tiene experiencia en tratamiento médico y quirúrgico de enfermedades de adultos y niños.

¿Mi hijo tiene retinoblastoma?

La mejor manera de descartar que su hijo tenga esta enfermedad es llevándolo con  oculistas en Mérida, sobre todo porque se trata de una afección que se presenta en bebés y niños. Como padres debemos estar atentos a las señales que vemos en nuestros hijos., pues al tratarse de niños pequeños, muchas veces no podrán expresar lo que sienten.  Por eso, si nota que la parte blanca de la pupila puede verse cuando se alumbra el ojo con una luz, o si el niño tiene estrabismo, es decir, que sus ojos estén mirando en direcciones opuestas. Si hay inflamación, enrojecimiento y dolor en el ojo también son señales de que algo no anda bien.  Además, si cada ojo tiene un color diferente, tiene ojos saltados o existe sangrado en la parte de enfrente del ojo hay que llevarlo al médico.

¿Cuál es el origen de esta enfermedad?

Cuando las células nerviosas de la retina tienen mutaciones genéticas, generalmente hereditarias, es cuando se presenta el retinoblastoma. Ya que las células de la retina se desarrollarán anormalmente, llegando a formar el cáncer. Esto quiere decir que las células dañadas entrarán al ojo y comenzarán a afectar su estructura.

Hay que tener precaución, pues como cualquier otro cáncer puede tener metástasis a otras partes del cuerpo, especialmente al cerebro y vértebras. Además, cuando este tipo de cáncer de ojos aparece y es hereditario suele presentarse en los dos ojos.

El tratamiento dependerá de ciertos factores como la ubicación del tumor, su tamaño y si se ha extendido a otra parte del cuerpo. También se considera cómo es la salud general del paciente.

¿Qué tratamientos hay para el retinoblastoma?

El oftalmólogo infantil en Mérida determinará el tipo de tratamiento que se dará al paciente:

Quimioterapia

El objetivo de esta práctica es la destrucción de las células cancerosas, y puede usarse aunque el tumor haya avanzado fuera del globo ocular o alguna otra zona del cuerpo. Se aplica de manera intravenosa u oral.

Radiación

Su meta también es acabar y disminuir  las células cancerosas.

Cirugía

Algunos tumores solo pueden ser tratados con cirugía. La intervención de este tipo de cáncer requiere de la extirpación del globo ocular dañado y del nervio óptico (conecta la parte posterior del ojo con el cerebro) que está afectado. Este paso de la cirugía se llama enucleación.

Después de esto se coloca un implante ocular, esto se hace de forma inmediata, una vez retirado el globo ocular afectado. Es importante señalar que el implante tiene un aspecto natural del ojo; sin embargo, aunque esté conectado a los  músculos alrededor del ojo, no tiene la capacidad de dar visión.

Finalmente, después de pasar unas semanas de la operación, los oftalmólogos en Mérida ponen un ojo artificial que esté de acuerdo a las medidas del ojo natural. De igual forma, este nuevo implante no da visión. Sin embargo, los niños suelen acoplarse muy bien a una vista con un solo ojo.

Llevar a su hijo a revisiones preventivas es lo mejor que puede hacer, si tiene dudas sobre la frecuencia y el tipo de exámenes que debe hacerle a su hijo, pregunte a su médico, le indicará las pruebas exactas que ayudarán a descartar posibles enfermedades. Cuando las enfermedades se encuentren en las primeras etapas es más sencillo llegar a una solución y conservar una vista sana.

La Dra. Eli Esparza tiene la experiencia para diagnosticar la enfermedad y dar un tratamiento adecuado, considerando las situaciones particulares del paciente. Para agendar cita comuníquese al número (999) 481 9244. Si tiene una emergencia puede marcar al teléfono +52 (999) 3571 910.

Categories:
Cirugía de cataratas: ¿cuándo es el momento adecuado?

Cirugía de cataratas: ¿cuándo es el momento adecuado?

Si ha ido con el oftalmólogo y le ha dicho que tiene cataratas, es posible que también sea momento de hacerse una operación de cataratas en Mérida. Es importante que se dé un tratamiento a esta enfermedad ocular ya que si no se hace, el paciente puede llegar a tener ceguera.

Quizá se pregunte en qué etapa o en qué momento debe realizarse una operación, para esto es necesario que converse con su médico, puesto que encontrar el tiempo adecuado para hacerlo dependerá de cada persona y su situación en particular.

Vaya con la Dra. Eli Esparza, médico oftalmólogo, que brinda un trato amable y profesional y tiene experiencia en atender enfermedades de los adultos y niños, ofreciendo tratamiento médico y quirúrgico. Su compromiso está con la salud visual de sus pacientes, por eso está en constante actualización en los avances de la oftalmología.

Cirugía de cataratas para las diferentes etapas de la enfermedad

Si ha ido con los oculistas en Mérida y le ha indicado que se encuentra en las primeras etapas de cataratas, es posible que también le pueda indicar una intervención. Cuando se encuentra en el inicio de la enfermedad, en algunos casos lo síntomas que presenta es la pérdida de la nitidez, vista con neblina, reflejos y los halos nocturnos. Estos signos son una señal de una etapa anterior a la catarata y quien la presenta puede ser un candidato para ser intervenido.

Sucede que quienes están conviviendo con estos síntomas usualmente no pueden ver bien de noche, en este sentido, una rápida operación a estos primeros síntomas puede ser de gran ayuda y eliminar estos signos. Esto ayudará a que el paciente pueda ver bien, pueda seguir conduciendo de manera segura.

Cuando el paciente se encuentra en una etapa media, puede llevarse a cabo diferentes soluciones que hacen más llevadera la afectación. Estos son antes de ser intervenido, por ejemplo, el uso de lentes para leer o para el uso diario. Pero aunque esto ayuda y da buenas soluciones, la verdad es que las cataratas tendrán que ser tratadas de manera quirúrgica más tarde o más temprano.

La solución que servirá definitivamente para esta afectación es la cirugía, pero será cada uno de los oftalmólogos en Mérida quienes decidan con base en cada situación en particular del paciente cuando es el mejor momento para hacerla. Algunos deciden que el momento ideal es cuando la enfermedad ya ha comenzado a afectar la realización de sus actividades cotidianas, cuando el paciente ya no puede conducirse con libertad en su día a día a causa de una visión borrosa.

Por otro lado, cuando las cataratas ya están avanzadas en muchas ocasiones pueden ser complicado tratarlas y eliminarlas. Este es uno de los motivos que hace que los médicos oculistas recomiendan que la operación se realice mucho antes que dejar que la enfermedad avance, de hecho, para la mayoría, la intervención debe hacerse en los primeros síntomas en donde la visión se ve afectada ya de forma frecuente.

Además, cuando la afectación ya está en una etapa avanzada, la operación en muchos casos puede conllevar riesgos, trayendo como consecuencia que la recuperación además de ser un proceso largo sea complicada y puede traer también riesgos. Por eso, para la operación de cataratas en Mérida no se debe esperar tanto.

De cualquier manera, será el médico quien decida qué es lo mejor para el paciente, de acuerdo con su etapa, la condición de salud en general, también el momento en que la persona acudió a consulta, ya que en ocasiones muchas personas no van con el médico en los primeros síntomas. La función del especialista es sopesar los beneficios y riesgos asociados con la intervención basándose en cada caso en particular.

¿Hay ocasiones en que debe evitarse la cirugía de cataratas?

Sí, hay situaciones cuando la operación no es recomendada, aunque son pocos casos es bueno saber de cuáles se trata. De primera instancia el médico considera varios factores para la intervención, uno de ellos es ver si dicha operación traerá una mejora notable y significativa, si la visión mejorará. Además, si es posible hacerlo de manera segura.

Como cada caso es diferente, en algunos pacientes al encontrarse en etapas tempranas la enfermedad puede controlarse con lentes graduadas, sin embargo, habrá otras personas que desde los primeros síntomas ya tendrán problemas en su visión.

Hay que tener presente que la operación es muy segura y efectiva, pero las mejoras y los riesgos de la cirugía ocular deben considerarse cuidadosamente por su médico. Esto incluye la opción de retrasar o adelantar la intervención según sea el caso.

Por fortuna, hoy en día existen operaciones sencillas y rápidas para solucionar esta afectación. La cirugía puede hacerse con láser, ya dejando atrás las operaciones manuales, que llevaban más riesgo, complicaciones y un proceso de recuperación mayor y doloroso.

Esta tecnología es segura y está probada que puede tratar adecuadamente la catarata. Los pacientes se benefician con resultados visuales excelentes.

Por otro lado, los pacientes que a su vez padecen de enfermedades cardíacas o pulmonares no están expuestos a riesgos significativos, ya que no requiere de anestesia, en realidad, lo único que necesita son medicamentos que actúan en corto tiempo, pues se trata de operaciones sencillas.

De cualquier forma, los candidatos ideales con cataratas son los que gozan de buena salud en general. Por lo que debe hacer saber su médico si padece de alguna afectación más, así como su medicamento y cualquier otra situación médica por la que esté atravesando. El especialista debe saber todo el historial médico para tomar la mejor decisión, considerando, no solo los riesgos y mejoras en las cataratas mismas, sino en toda su salud.

Para realizar operación de cataratas en Mérida y enfermedades como pterigiones, glaucoma, enfermedades de la retina, emergencias oculares, exámenes infantiles y en adultos, entre muchas otras; lo puede atender la Dra. Eli Esparza, médico oftalmólogo, quien le da atención personalizada según su situación. Para agendar cita, comuníquese al número (999) 481 9244 o si tiene una emergencia puede marcar el teléfono (999) 357 1910.

Categories:
Evite la ceguera y la pérdida de visión con el cuidado regular de los ojos

Evite la ceguera y la pérdida de visión con el cuidado regular de los ojos

De acuerdo con diferentes estudios, casi el 75% de la ceguera se puede prevenir. Sin embargo, de un porcentaje importante de personas que tienen un alto riesgo de pérdida de la visión, solo la mitad visitó a los oftalmólogos en Mérida hace un año. Estos números son preocupantes y enfatizan la importancia crítica del cuidado regular de los ojos. Los exámenes de la vista pueden tener un impacto que cambia la vida en la detección y prevención de la ceguera.

Enfermedades más comunes en la pérdida de visión y ceguera

Cataratas

La opacidad del cristalino naturalmente transparente del ojo, que conduce a una disminución de la visión. Por lo general, se desarrollan lentamente y pueden afectar uno o ambos ojos. Las cataratas son la causa principal de pérdida de visión a nivel mundial. Los exámenes oculares regulares pueden ayudar a detectar cataratas y otros problemas oculares en sus primeras etapas. Es de vital importancia acudir a los oftalmólogos en Mérida Yucatán para un examen periódico y la cirugía pertinente.

Retinopatía diabética

Daño a la retina causado por complicaciones de la diabetes que, si no se trata, puede provocar ceguera. La retinopatía diabética es la principal causa de ceguera en los adultos y también es una de las causas más evitables de pérdida de la visión y ceguera. El 90% de la ceguera causada por la retinopatía diabética se considera prevenible. Se recomienda que las personas con diabetes se realicen un examen de la vista anualmente o con la frecuencia recomendada por su oftalmólogo.

Glaucoma

Una enfermedad que daña el nervio óptico del ojo, que es vital para la visión. Este daño a menudo es causado por una presión anormalmente alta en el ojo. El glaucoma no presenta síntomas notables en sus primeras etapas y la pérdida de la visión progresa gradualmente. Los exámenes de la vista completos y regulares pueden ayudar a detectar el glaucoma en sus primeras etapas antes de que ocurra un daño significativo.

Degeneración macular relacionada con la edad (DMAE)

El deterioro de la mácula, que es la pequeña área central de la retina que controla la agudeza visual. Afecta la visión central de un individuo, dificultando la realización de tareas diarias como conducir, cocinar, leer y reconocer rostros. La AMD es la principal causa de pérdida grave de la visión en adultos mayores de 50 años. Son diversas las personas que por un tratamiento tardío, han perdido considerablemente la visión.

La detección temprana y el tratamiento oportuno de afecciones oculares como la retinopatía diabética, el glaucoma y la degeneración macular relacionada con la edad son importantes y rentables. Los exámenes de la vista llevados a cabo por los oftalmólogos en Mérida pueden ayudar a detectar estas enfermedades oculares mientras aún son tratables y, en última instancia, detener o evitar la pérdida de la visión.

Diversos especialistas y academias de oftalmología recomiendan que todos los adultos se realicen un examen básico de la vista con dilatación completa al menos antes de los 40 años. Las personas mayores de 60 años deben someterse a un examen ocular completo con exámenes oculares de seguimiento cada uno o dos años o según lo indique su oftalmólogo. Es imperativo que las personas continúen con un programa de exámenes de la vista de rutina, incluso si no han experimentado ningún problema de visión notable.

Razones para visitar a un oftalmólogo

Prevención de los efectos por agentes externos

Nuestros ojos están protegidos, eso no podemos negar. Las cejas, los párpados y las pestañas mantienen la mayor parte de la suciedad fuera de los ojos. Pero esto no siempre es suficiente. A medida que aumenta la contaminación, el aire se contamina cada vez más con sustancias y partículas que pueden afectar su ojo, ya sea causándole alergia o lastimándose en caso de polvo. Además, cada vez estamos más frente a pantallas de computadoras, teléfonos celulares, tabletas y televisores.

Estos nuevos hábitos y entornos de la vida moderna a veces son demasiado para la protección natural de nuestros ojos. Visitar regularmente a los oftalmólogos en Mérida es actuar en prevención para que estos factores externos no compliquen tu visión. Los especialistas le darán las indicaciones pertinentes para dejar hábitos dañinos para la salud visual o incorporar nuevas medidas que ayuden a proteger los ojos. De igual manera, si alguno de estos agentes produce alguna afección como alergia, le recetará los medicamentos indicados.

Detectar enfermedades hereditarias

Como ya sabrán, algunas enfermedades se adquieren del medio externo y otras están presentes en nuestro organismo desde que nacimos. Este es el caso de las enfermedades hereditarias, aquellas que se transmiten de padres a hijos. La consulta oftalmológica es fundamental para detectar estas afecciones, ya que, algunas de ellas desarrollan síntomas tardíamente, siendo diagnosticadas por el propio paciente demasiado tarde.

Si tus padres tienen una vista sana, ¡debes saber que esta no es razón para escapar de la consulta! Algunas enfermedades hereditarias no se manifiestan en la generación anterior, pero sí en la siguiente. Generalmente, estas patologías tienen un gen recesivo, es decir, si el gen está solo, no se manifiesta. Pero, si la madre y el padre transmiten sus genes recesivos al niño, la enfermedad se manifestará.

Verificar la presencia de enfermedades silenciosas

¿Han oído hablar del glaucoma? Esta enfermedad es una de las principales causas de ceguera en el mundo. ¿Y los síntomas? En la mayoría de los casos, son imperceptibles. Este es solo un ejemplo de enfermedades silenciosas que pueden desarrollarse en su ojo. Los oculistas en Mérida, al ser visitados periódicamente, pueden ayudar en la prevención y diagnóstico precoz de estas patologías, facilitando su tratamiento.

Analizar si se necesita cambio de lentes

Aunque «todos» saben que las personas que usan lentes o anteojos deben visitar al oculista con regularidad, esto rara vez ocurre. Este aspecto todas las personas que están leyendo este artículo lo deben tener en cuenta porque es indispensable un cambio periódico para evitar que la visión se desgaste de manera apresurada y tener repercusiones negativas en la visión. Este es el momento en el que pueden ir pensando la fecha para agendar la cita con el especialista.

El uso de gafas o lentes de contacto necesita un seguimiento médico constante, ya que el grado del paciente puede cambiar constantemente. El más mínimo cambio puede ser significativo para que el paciente se sienta cómodo en su vida diaria y evita síntomas desagradables, como dolor ocular, dolores de cabeza y ojos cansados. Por lo tanto, si usa anteojos recetados o lentes de contacto, haga una visita periódica a su oftalmólogo para controlar la salud de su visión y evitar molestias.

Antecedentes familiares de diabetes o hipertensión

La diabetes y la hipertensión son condiciones clínicas que requieren la máxima atención, incluso en el ámbito oftalmológico. Ambos pueden afectar significativamente la visión. Muchas personas no consideran la importancia de visitar a un oftalmólogo cuando se tiene alguna de estas dos enfermedades, pero como hemos mencionado con anterioridad, la prevención es esencial para evitar complicaciones mayores en la visión.

Las complicaciones de la diabetes y la hipertensión pueden provocar ceguera. Estas enfermedades provocan afecciones conocidas como retinopatía diabética e hipertensiva, que progresan de forma silenciosa y necesitan ser diagnosticadas lo antes posible para que el tratamiento tenga los resultados deseados. Si tiene antecedentes familiares de diabetes e hipertensión, asegúrese de visitar el centro de atención oftalmológica todos los años, incluso si su visión está en perfectas condiciones.

Los oftalmólogos en Mérida son especialistas que le ayudarán a tratar los problemas visuales para evitar la pérdida acelerada de visión o la ceguera. Es esencial que ustedes acudan con frecuencia a la cita oftalmológica que puede ser una vez al año y en algunos casos, cada seis meses cuando es requerido. Para conocer más sobre la Dra. Eli Esparza los invitamos a que visiten sus redes sociales en Facebook e Instagram. De igual manera, los animamos a que finalicen el año revisando su visión. Nos pueden visitar en la Av. Circuito Colonias #10 A. local 2, entre 26 y 28, Colonia México.

Categories: